Urribarri, obligado a declarar oralmente

El juicio a los policías en Concordia tuvo hoy un giro inesperado. El tribunal denegó el pedido del gobernador para declarar por escrito. Deberá hacerlo oralmente y respondiendo preguntas. Una insólita carta.

Paraná.(RN).El tribunal que juzga a los 18 policías de Concordia acusados de sedición aceptó este jueves el planteo de inconstitucional efectuado por la defensa ante la pretensión del gobernador Sergio Urribarri de acogerse al privilegio de declarar por escrito.

Es por ello que al mandatario entrerriano no le quedará otro camino que hablar y, lo que es aún más relevante, responder preguntas en un cara a cara con fiscales y defensores.Los magistrados dejaron abierta distintas opciones, aunque siempre garantizando la oralidad y el diálogo: o asiste a la sala de audiencias, o declara por videoconferencia, o el tribunal completo se trasladará hasta el despacho de Urribarri.

La decisión del tribunal de rechazar la declaración por escrito guardó coherencia con similar actitud adoptada cuando fuera el Obispo Luis A. Collazuol quien lo solicitara. Finalmente, el prelado concurrió a la sala de audiencias.

Una insólita carta firmada por Urribarri

La carta en la que el gobernador Sergio Urribarri formalizara su pretensión de declarar por escrito originó un enorme desconcierto entre los magistrados y defensores.

Ocurre que una primera misiva estaba firmada por el Fiscal Julio Rodríguez Signes. Allí, el funcionario solicitaba que Urribarri respondiera por escrito a la par que también pedía que el Jefe de Policía de Entre Ríos, Héctor Massuh, lo hiciera por medio de una videconferencia.

El tribunal entendió que debía ser el propio Urribarri quien debía efectuar semejante solicitud, ya que el fiscal de Estado no podía peticionar en su nombre.

Fue así que llegó a manos de los jueces una segunda carta, esta vez firmada por Sergio Urribarri. Pero grande fue el desconcierto al advertir que el texto había sido copiado de la carta de Rodríguez Signes, al extremo de que el gobernador hablaba de sí mismo en tercera persona y pedía la videoconferencia para el jefe de policía Massuh.

Tamaña desprolijidad se sumó a la ya incómoda situación a que diera origen el intento del mandatario por esquivar el interrogatorio.(RecintoNet)