Los juegos de azar, sin impuesto y sin multas

Para liberarlos de los impuestos crearon un Fondo de Seguridad del que aún no se tienen novedades

Paraná.(RN). En abril de este año, el gobierno decidió eximir a uno de los últimos sectores que estaba alcanzado por el impuestazo de fin de diciembre de 2013: los juegos de azar. Dos años después, el Ejecutivo entendió que este tributo era inaplicable, por lo que lo derogó y sustituyó por un aporte directo del Instituto de Ayuda Financiera a la Acción Social (IAFAS) para crear el Fondo Provincial de Seguridad (Foprose), medida que fue cuestionada por la Asociación de Trabajadores del Estado, por entender que se desvirtuaba la ley del IAFAS.
Finalmente, la nueva disposición que salió con la mayoría oficialista, tal como el impuestazo dos años antes, quedó establecida en la Ley Provincial  Nº 10.364, publicada en el Boletín Oficial del 1 de junio de este año. Mientras tanto, los trabajadores y el campo son los únicos que siguen alcanzados por aquella reforma tributaria que llegó tras la revuelta policial.
Pero, antes de la derogación de este impuesto, hubo una polémica en los medios protagonizada por el titular de la ATER, Marcelo Casaretto, y otros funcionarios además de legisladores. Es que el tributo no se cobraba y se adujo entonces que al hacerlo se iba contra el apostador. De todos modos, la marcha atrás del gobierno al liberar de gravámenes al juego  fue muy cuestionada.
Ahora, se conoció que el juego tampoco deberá pagar las multas que se generaron por la falta de cumplimiento de este impuesto cuando aún estaba vigente; o sea, los agentes que debían retener el tributo no presentaron las declaraciones juradas correspondientes, simplemente porque no se cobraba el impuesto.
En el Boletín Oficial de este 3 de julio la ATER publicó la Resolución Nº 189, fechada el 16 de junio de 2015. En lenguaje técnico, allí dispone: “Condónase de oficio, en un ciento por ciento (100%) las multas por incumplimiento a los deberes formales que le correspondan a aquellos agentes de retención designados en la Resolución 371/14 ATER, por la falta de presentación de las declaraciones juradas del Impuesto a los Juegos de Azar”. Pero, el mismo texto obliga a estos agentes a presentar las declaraciones juradas omitidas. Para tomar esta determinación, la ATER tuvo en cuenta las leyes Nº 10270 y Nº 10364: la primera fue la que estableció el tributo; la segunda, la que lo derogó.
El argumento
Los agentes que tenían que retener el tributo debían presentar las declaraciones juradas ante la ATER por el cobro de ese impuesto, pero no lo hicieron porque no lo cobraban, y manifestaban que era “materialmente imposible debido a los inconvenientes operativos y tecnológicos que se presentaban en el sistema de cajas para la retención del impuesto”, según explica la Resolución de la ATER.
La falta de presentación de estas DDJJ generó multas “por incumplimiento a los deberes formales, conforme lo dispone el artículo 47º del Código Fiscal vigente”. Pero, según el organismo recaudador que dirige Casaretto, este incumplimiento por parte de los agentes de retención “ha obedecido a una interpretación errónea” de la resolución que reglamentó la ley 10.270  que creó el impuesto a los juegos de azar.
“En consecuencia, el accionar de estos agentes configuraría un supuesto de error exclusable, que habilita a la Dirección Ejecutiva a condonar las multas devengadas por el incumplimiento a los deberes formales, conforme lo prevé el artículo 62º del Código Fiscal vigente”, concluye el organismo recaudador provincial, según la Resolución a la que accedió Recintonet. Y así, el juego quedó sin impuesto y sinmultas.(RecintoNet)
VER: http://www.entrerios.gov.ar/boletin/Boletines/2015/Julio/03-07-15.pdf