Crece la polémica por la venta de terrenos en Chajarí

Paraná.(RN).  A dos semanas de las PASO una fuerte polémica se desató en Chajarí por la venta de terrenos de las termas en esa localidad, y que provocó que el viernes pasado, a partir de una denuncia de ediles opositores, la Justicia allanara el municipio que preside José Panozzo -quien en ese momento se encontraba de viaje en Australia- y bloqueara las matrículas de los inmuebles cercanos a la zona termal para investigar sin que haya movimientos de último momento.

Todo se originó a partir de una demanda de la concejala por la Unión Cívica Radical (UCR-Cambiemos) de Chajarí Gabriela Lena, quien denunció la venta ilegal “a precios irrisorios” de distintos terrenos municipales a particulares “que tienen un estrecho vínculo con las autoridades y funcionarios” del municipio. En ese sentido, describió que el proceso licitatorio tuvo “dudosa difusión pública”. La denuncia derivó en una investigación a cargo del fiscal Maximiliano Larocca y bajo el juzgado del juez de Garantías Eduardo Galeano.

Los que habrían accedido a la compra de dichos terrenos de la zona termal de Chajarí son el hijo de la secretaria de Gobierno y Hacienda Alicia Peliquero; el padre y la prima de la concejala Julieta Racigh; la pareja del secretario de Obras y Servicios Públicos Pablo Lalosa y la hermana del director Municipal de Obras Públicas Matías Díaz, según lo que pudo averiguar una investigación llevada adelante por integrantes del bloque de la concejala de la UCR.

Lena califico como “un delito grave” de cara a los otros legisladores municipales y presentó un proyecto de Ordenanza que busca la anulación de los decretos de dichas ventas de terrenos “por su carácter lesivo”, supo Recintonet.

Desmentida

Al retornar de Australia, donde había viajado con dirigentes de la citricultura por gestiones de venta en el exterior, Panozzo rechazó la denuncia presentada por la concejala radical y aseguró que “no hay nada que ocultar”, y denunció una “campaña muy sucia” de la edila que se postula para diputada provincial. No obstante, los ediles opositores en el Concejo Deliberante ratificaron los términos de la denuncia.

Nuevo capítulo

Ahora, los concejales de la UCR informaron que durante el transcurso de la mañana de este miércoles, su asesora una licenciada en ciencias políticas y relaciones internacionales, Fabiola Forchesatto Brunini, fue presionada a dejar su cargo debido a un sorpresivo traslado de funciones dentro del Concejo Deliberante, que mediante la comunicación por parte de autoridades, ella debía cambiar de funciones y dejar de ser asesora para ocupar un cargo de telefonista. Los motivos esgrimidos por las autoridades competentes fueron centralizados en la denuncia de los concejales opositores. Cabe aclarar que por reglamentación y organización del órgano legislativo municipal, cada bloque tiene el derecho de tener un puesto de asesor y/o secretario para colaborar con el trabajo de los ediles.(RecintoNet)

Mientras tanto, la causa judicial sigue su curso y seguirá avanzando luego de las PASO.